Cuando una madre está embarazada el feto ya observa con <<un gran amor arcaico>> el sistema familiar al que pertenece, al que le debe la vida y por él, ese futuro bebé está dispuesto a todo.

Ese «todo» es lo que le lleva al bebé, desde su imaginación, a idealizar una solución para todos los desórdenes que ven en el sistema materno y paterno y a intentar salvar esas cargas llevándolas por sus padres: «yo llevaré ese dolor del sistema familiar por ti, papa o mamá«, «yo seré un excluido como tú» (mirando a alguien del sistema que lo fue) y así un largo etc.

Por esta razón, realizar una Constelación para el feto o el bebé es un gran regalo para:

Librarle de las cargas del sistema que ellos (los que van a llegar) pueden ver.
– Darle el lugar que le corresponde y así estará en orden. Pudo haber algún aborto natural o incluso pérdidas que no son conocidas por la madre o aborto provocado.
– Que tenga claro cuál es su razón de llegar a la vida: <<disfrutar de ella>>.

Además, la madre (también puede acudir el padre) puede conocer las dinámicas que se dan cuando un bebé está a punto de llegar. Desde el Análisis Transaccional se observa claramente cómo los Estados del Yo Niño de ambos padres se sienten amenazados por la nueva incorporación a la familia y temen que «se lleve todo el amor«.

O que desde el Estado del Yo Padre (de cualquiera de los progenitores) se envíen «mandatos» desde el nacimiento al bebé. Éstos son órdenes que sirvieron en un momento para la supervivencia de algún antepasado y que en el momento actual solo restan. No permiten a ese nuevo miembro desarrollarse libre de ataduras.

Por estas razones expuestas aquí y muchas más (que se verán durante una sesión) una Constelación Familiar es todo un REGALO para el feto o bebé.

Si en tu caso el problema es que NO te puedes quedar embarazada (algo que es un tema de pareja realmente) también se puede utilizar la herramienta de las Constelaciones Familiares para observar la dinámica que hay detrás de este hecho. También puede que sean diferentes intrincaciones que hay en el sistema familiar las que no permitan a la pareja concebir una nueva vida.

Ponte en contacto conmigo si quieres tener tu sesión individual.